TEs muy divertido de hacer. Y duran mucho tiempo, porque la crema de mantequilla mantiene el pastel muy húmedo, que está sellado con una fina capa de chocolate. Si quieres decorarlos rápidamente, sumérgelos en chocolate derretido y espolvorea con pepitas…