El ragú, como llaman los boloñeses a su famosa salsa de carne, se caracteriza por un sabor suave, terso y confortable que cualquier cocinero puede lograr prestando atención a unos puntos básicos: La carne no debe ser demasiado magra; cuanto…